Fracturas - Descripción y tratamiento

¿Le duele mucho el lugar de una lesión y el dolor aumenta cada vez que intenta moverse? ¿Se ha producido hinchazón o hematoma? Pueden ser signos de una fractura. Debería acudir al médico lo antes posible. Si no puede ser, es importante al menos inmovilizar la parte fracturada hasta la visita al médico.

Nota:
No utilice este artículo ni ningún otro del internet para determinar un diagnóstico. Sólo un médico puede realizarlo. No posponga la visita al médico y busque una solución a su problema de salud a tiempo.

¿Está buscando solución para dolores, edemas e inflamación?
Ahora con la posibilidad de probar gratis la magnetoterapia Biomag 3D.
Probar gratis >>
Fracturas: descripción, tratamiento
Fotografía : Fracturas

Descripción de las fracturas y las causas

Una fractura es la ruptura total o parcial de un hueso.

Las fracturas en general ocurren debido a una lesión o un accidente de coche, una caída fuerte, etc.

También existen fracturas por estrés que se producen por micro-traumatismos repetidos o una excesiva carga. O fracturas patológicas provocadas por el uso normal de un hueso que está debilitado por una enfermedad como la osteoporosis.

Cómo identificar una fractura

El síntoma más fuerte es el dolor. También aparece hinchazón o hematoma en el lugar de la lesión.
En algunos casos se produce deformación o sangrado en la zona afectada. No es posible realizar un movimiento normal.

Dependiendo del tipo de daño, las fracturas se pueden dividir en abiertas (el hueso sobresale a través de la piel) y cerradas (el hueso roto no penetra la piel).

Existe el riesgo de que se dañen los nervios y, posteriormente, se produzca parálisis. Una lesión vascular debido al sangrado puede provocar el estado de shock. Las fracturas abiertas además pueden complicarse con una infección.

Durante la curación, hay riesgo de aparición de una pseudoartrosis o no unión. Es cuando los fragmentos óseos no se han consolidado y el organismo los percibe como si se tratara de huesos separados.


Tratamiento de fracturas – cómo deshacerse de los síntomas

En el caso de una lesión vascular, primero hay que detener el sangrado. A continuación, inmovilizar el lugar afectado y trasladar al paciente al hospital.

El tratamiento consiste en la reparación y fijación de la fractura. Para limitar el movimiento se coloca un yeso, una abrazadera o una férula. A veces la fractura puede necesitar cirugía.

Para la curación es necesario el período de reposo y el consiguiente ejercicio físico terapéutico hasta la recuperación completa.

  • Fractura conminuta: Cuando la fractura presenta múltiples fragmentos. Es tratable de diferentes maneras.
  • Fractura impactada: Provocada por una fuerza compresiva (sobre todo en zonas de hueso esponjoso) y los fragmentos quedan comprimidos entre ellos.

Como parte del tratamiento fisioterapéutico de algunos síntomas de una fractura, la magnetoterapia pulsátil de baja frecuencia desempeña un papel importante, gracias a sus efectos analgésico, vasodilatador, metabólico, antiedematoso, curativo y antiinflamatorio.

La ventaja es la posibilidad de uso individual en un entorno de cuidado domiciliario que permite al paciente seguir con el tratamiento intensivo fuera de un centro sanitario.

Las aplicaciones se pueden iniciar desde los primeros días después de la fijación. Es posible aplicar a través de la ropa, vendas o yeso, acelerando considerablemente la curación y así prevenir aparición de una pseudoartrosis.